La mesoterapia capilar consiste en la microinyección en el cuero cabelludo de sustancias, con la finalidad de hacerlas llegar directamente a los folículos pilosos, consiguiendo así, potenciar el efecto del tratamiento farmacológico y evitar la progresión de la alopecia.